2017-02-07

Mayor seguridad de proceso y vida útil

Walter ha desarrollado un nuevo sistema de placas y de soporte para el mecanizado de piezas grandes. El nuevo sistema de fijación ofrece más seguridad de proceso en el ranurado y el desbaste de ranuras que las soluciones disponibles hasta ahora. Gracias a la fijación estable de la plaquita de corte, se absorben mucho mejor las fuerzas radiales y axiales. Además, con la nueva solución se puede lograr una vida útil hasta un 30 % más larga.

Los árboles de turbina, utilizados en la industria de suministro de energía, tienen hasta 15 metros de largo, con diámetros de hasta tres metros. El mecanizado de piezas de trabajo fundidas, forjadas y torneadas de un tamaño tan grande representa un reto especial para los fabricantes. Entre ellos destacan la apertura de ranuras que, a menudo, tienen una anchura y profundidad de hasta 100 milímetros. Un procedimiento convencional es, por ejemplo, realizar una ranura con un ancho de 19 mm e ir ampliando progresivamente la ranura. Por regla general, se hacen ampliaciones de ocho a diez milímetros por paso de trabajo.

Una tarea importante en estas operaciones de desbaste es eliminar de forma segura y limpia las virutas producidas. Cuanto mejor se desprende la viruta, mayor es la seguridad tanto para el operario de la máquina como para el proceso de mecanizado. Esto es precisamente lo que obtienen los clientes de Walter con las nuevas geometrías de las plaquitas y materiales de corte. A esto se añade que las ranuras pueden ampliarse de manera mucho más flexible: Con la nueva solución se pueden realizar ampliaciones de entre dos y 18 milímetros por paso de trabajo, en función del radio de esquina de la pieza de trabajo. Esto mejora la eficiencia y aumenta la flexibilidad.


Puede encontrar imágenes de alta resolución para la prensa relativas a esta noticia en forma de documento PDF anexo en el cuadro informativo «PRESSE DOWNLOADS» (DESCARGAS DE PRENSA).​​