2020-06-09

La gama: Taladrado de piezas de precisión con seguridad en el proceso

Walter presenta la microbroca DB133 Supreme y la broca piloto DB131
​​​​

En el ámbito del mecanizado de las piezas de precisión, las microbrocas con refrigeración externa DB133 Supreme de Walter se han consolidado en todo el mundo. Ahora, la conocida empresa de Tübingen presenta dos nuevas microbrocas: la microbroca de metal duro integral DB133 Supreme con refrigeración interna en las medidas 5, 8 y 12 × Dc y la microbroca piloto correspondiente DB131 Supreme en las medidas 2 × Dc, con una geometría y tolerancia de Ø perfectas. Ambas cubren el rango de Ø de 0,7 mm a 1,984 mm; la broca piloto cubre además el rango a partir de 0,5 mm. Los resultados positivos no son solo fruto de su combinación. Gracias a un nuevo diseño de las ranuras para virutas, las virutas son más cortas y se transportan con mayor seguridad. La adaptación especial de los filos de corte permite lograr una calidad excelente en la superficie de la pieza y garantiza una larga vida útil.

En estos nuevos productos, Walter ha mejorado aún más la adaptación de la relación longitud/diámetro a la profundidad de taladrado deseada. El resultado es una gama de microbrocas que, gracias a su gran anchura y a su diseño optimizado, ofrecen la máxima estabilidad durante el mecanizado. Walter pone a disposición las dos microbrocas con el grado WJ30EL con metal duro de micrograno y recubrimiento completo de AlCrN; la DB133 Supreme está disponible además con el grado WJ30ER con metal duro de micrograno y recubrimiento completo de AlCrN. La broca y la broca piloto se pueden utilizar con emulsión o aceite y son adecuadas para todos los grupos de materiales ISO. Las principales áreas de aplicación indicadas por este prestigioso fabricante son, además de la industria de la relojería y de la tecnología médica, el mecanizado general, la construcción de moldes y herramientas, así como la industria de la energía y del automóvil.